Qué es un farfolla y un fanega

Alguna vez seguro que hemos oído las palabras farfolla y fanega (sobretodo si somos fans de La Hora Chanante o Muchadada nui). A mí se me han grabado a fuego porque a pesar de no haberlas escuchado antes en mi vida ni saber su significado me llaman poderosamente la atención, quizás en parte porque suelo escucharla en programas de humor.

[youtube=http://www.youtube.com/watch?v=XbJ4viRADPc]

[youtube=http://www.youtube.com/watch?v=xrd7sfOoqp0]

[youtube=http://www.youtube.com/watch?v=wBE_ijGVMEI]

¿Pero qué significan estas dos palabras?

fanega.

(Del ár. hisp. faníqa, medida de áridos, y este del ár. clás. fanīqah, saco para acarrear tierra).

1. f. Medida de capacidad para áridos que, según el marco de Castilla, tiene 12 celemines y equivale a 55,5 l, pero es muy variable según las diversas regiones de España.

2. f. Porción de granos, legumbres, semillas y cosas semejantes que cabe en esa medida.

~ de puño, o ~ de sembradura.

1. f. Espacio de tierra en que se puede sembrar una fanega de trigo.

~ de tierra.

1. f. Medida agraria que, según el marco de Castilla, contiene 576 estadales cuadrados y equivale a 64,596 áreas. Esta cifra varía según las regiones.


farfolla.

(Del dialect. marfolla, y este del lat. malum folĭum).

1. f. Espata o envoltura de las panojas del maíz, mijo y panizo.

2. f. Cosa de mucha apariencia y de poca entidad.

De la palabra «farfolla» sí he podido sacar una acepción válida pero de la palabra fanega… significa una medida o porción con lo cual no encuentro el sentido de llamar a alguien fanega.

El problema de los pendrives

Me fascina mucho que en el tiempo que me inicié con los ordenadores la capacidad de un disco duro rondaba los 40 Gb y que en la época que estamos se consiga 64 Gb en un pendrive que ocupa lo que un llavero. El que ocupe igual que un llavero tiene sus inconvenientes: lo puedes perder facilmente.

A mí me ha pasado algo así. Cuando entré en el módulo de DAI nos regalaron un pendrive de 2 Gb Kingston para transportar ficheros del aula a nuestra casa y viceversa.

pen-drive-2gb-kingston

Hace unos días tuve que utilizarlo para que mi profesor de programación echara un vistazo a un programa en C y me di cuenta que no estaba ni por mi escritorio ni en los bolsillos de los pantalones. Lo di por perdido hasta que hoy, mi madre me dice: «mira lo que he encontrado en la lavadora», y me enseña el pendrive. Pensé que después de haber dado vueltas en la lavadora no funcionaría pero por si acaso lo puse al sol para que se secara internamente y cuando lo conecto voilà! todo perfecto.

Aún así planteo comprarme (aprovechando que se acerca mi cumpleaños) un disco duro externo que pueda llevarlo a todas partes y no se pierda con facilidad.